12.3.09

Incertidumbre

El está desesperado. No es una mala persona, no tiene un mal corazón, sólo deseos grandes de superación en condiciones limitadas... desafortunado conjunto de sucesos que parecen perseguirle por la vida sin oportunidad de cambiarlas.

Cada vez que intenta salir adelante, su ambición por conseguir siempre más, no le deja ver que está cometiendo el mismo error de nuevo.

El no sabe que sus decisiones, por más insignificantes que le parezcan, tocan a una familia entera.

4 comentarios:

P. Vargas dijo...

Sin palabras... que dificil es lastimar a quienes mas nos aman. Espero que todo salga de lo mejor. Cuidate. Un abrazo!

Palas dijo...

saludos...

a veces solo quitando la venda de los ojos vemos que tanto perjudican nuestras decisiones... hey, no estamos solos... hay una familia... hay que pensar en todos no solo en uno... pero eso solo se aprende con el tiempo...

besos y lo mejor!

Eva dijo...

P. Vargas: pienso que algunas veces, ese daño es inconscientemente que se hace, pero a veces quisiera como resetearle la cabeza a esa persona a ver si reacciona... :(
Gracias y un abrazo!

Palas: sí, las decisiones de familia son las que más cuestan porque influyen en todos! Tenés toda la razón, sólo el tiempo se encarga de enseñar.
Gracias y un abrazote!

Gama dijo...

Dificil de verdad, espero que la medicina de las palabras algun dia haga efecto. Un abrazo!!

Ellos siguen los Zapatos Rojos

Zapatos Rojos © 2008 | Coded by Randomness | Illustration by Wai | Design by betterinpink!